Por: Andrés Coria

Hace algunos meses, la compañía de transporte Uber reveló que su próximo paso innovador sería comenzar pruebas con automóviles sin conductor llamados “autónomos”, los cuales prácticamente se manejarían solos a través de complicados sistemas de sensores, sin embargo, todo parece indicar que estas pruebas han sido canceladas después de que se ocasionó un accidente con uno de los vehículos, después de que un Volvo quedara volteado de costado en Tempe Arizona, afortunadamente, no hubieron heridos, sin embargo, esto ha causado que se suspendan pruebas en San Francisco y Pittsburgh indefinidamente.

volvo

Según los reportes del cuerpo de policías en Tempe, el vehículo no tripulado de Uber no fue el culpable del accidente, sino que otro conductor lo ocasionó al no cederle el paso al coche autónomo, afortunadamente, no habían pasajeros en el vehículo al momento del accidente y no se reportaron heridos.

Uber se encuentra realizando pruebas con este tipo de vehículos en Arizona desde febrero, en San Francisco desde hace tres meses, en diciembre, y en Pittsburgh desde septiembre del año pasado, sin embargo, todas las pruebas han sido canceladas por motivos de seguridad.

Esta no es la primera vez que estos vehículos han tenido accidentes, ya que uno de los coches autónomos en San Francisco igualmente sufrió un accidente al no reconocer un semáforo en rojo en un cruce.

Deja un comentario