Por: Andrés Coria

El jueves pasado, científicos alemanes demostraron un proyecto que anunciaron como el sol artificial más poderoso del mundo, como parte del proyecto perteneciente a la zona geográfica de Juelich, en un intento de ser los pioneros en la investigación de combustibles que no afecten de manera drástica al medio ambiente.

El sol consiste de un panal de más de 140 lámparas, en la zona geográfica de Juelich, Alemania, a un par de kilómetros de la zona de Colonia. Las luces de las lámparas utilizan xenón con la misma técnica utilizada en las producciones cinematográficas para simular la luz natural.

Al enfocar las 149 lámparas de 20×20 centímetros en una sola dirección, los científicos pertenecientes al Centro Aeroespacial Alemán, podrán generar hasta 10 mil veces la cantidad de radiación solar que llega a esa dirección, ya que en esa zona de Alemania, sobre todo en esta época del año, la cantidad de luz solar es muy escasa debido a sus condiciones climatológicas.

SUNNY

Este sol artificial podrá generar una temperatura de más de 5 mil grados centígrados, que no solo servirá para poder producir radiación y energía solar, sino que además servirá para investigaciones acerca de la producción de hidrógeno, combinando agua y calor (llamado termólisis) para generar una fuente de energía alterna no dañina al medio ambiente, al no generar emisiones del carbono, las cuales son una de las razones del calentamiento global, el cual a su vez, es el responsable del deshielo de los polos de la tierra, sin embargo, este elemento no se produce de manera natural, por lo que es necesario producirlo mediante termólisis.

Por último, cabe mencionar que otro de los objetivos de este proyecto es lograr utilizar luz natural en lugar de la eléctrica para cuidar del medio ambiente, ya que cuatro horas de este sol artificial, equivale a un año de constante uso eléctrico en un hogar.

Deja un comentario