Escrito por: Enrico Garibaldi

La asambleísta Lourdes Valdez Cuevas, destacó la decisión del Tribunal de lo Contencioso Administrativo local, que anula el dictamen de impacto urbano y ambiental expedido por la Secretaría de Desarrollo Urbano y Vivienda (Seduvi), en la obra del predio sobre la calle Rubí 38 para construir 409 departamentos de interés social.

Mencionó que “se defendió a los vecinos de esta zona en su lucha auténtica para frenar este megaproyecto habitacional en la colonia Valle Escondido y  personalmente exigí a las autoridades la suspensión inmediata de la obra y castigo penal o administrativo a los funcionarios relacionados a las múltiples irregularidades de esta obra”.

Señaló que de acuerdo a la resolución emitida por el Tribunal, el dictamen de estudio de impacto urbano de Rubí 38 pertenecía a otra obra ajena a Tlalpan, “nos querían engañar, se descubrió que entre las anomalías, el estudio vial presentado correspondía a una obra para la colonia Nueva Industrial Vallejo, en la delegación Gustavo A. Madero”.

Subrayó, “reprobamos categóricamente que la Seduvi quiera engañar y confundir a los vecinos, así como a la Asamblea Legislativa, en el sentido de que la Norma 26, aún suspendida, establece criterios para producir vivienda de interés social; sin embargo la obra de Rubí 38 carecía de requisitos, lo cual la hace irregular”.

Solicitó a la Seduvi “haga públicos los expedientes relacionados a la construcción para edificar los departamentos, con la finalidad de conocer la viabilidad en términos de movilidad, desabasto de agua y la falta de drenaje”.

Deja un comentario