Escrito por: Gerd Müller

La diputada local, Nury Delia Ruiz Ovando, urgió a emprender una campaña de información entre los habitantes de la Ciudad de México para difundir en medios masivos de comunicación la nueva norma en materia de separación de basura que iniciará el 8 de julio próximo.

Consideró que la campaña debería extenderse a las estaciones del Metro y Metrobús, para que la población tome conciencia que a partir de ese día tendrá que dividir la basura en orgánicos, inorgánicos reciclables, inorgánicos no reciclables y manejo especial no voluminoso.

Aunque mencionó que desde hace más de 12 años en la Ciudad de México se trabaja en la separación de la basura orgánica e inorgánica, la legisladora local reconoció que sólo se separa 15 por ciento de los desechos que en la actualidad se generan en la capital.

Al respecto, la también vicepresidenta de la Comisión de Atención, Orientación y Quejas Ciudadanas de la Asamblea Legislativa, confió en que con la nueva norma se podrá duplicar esta cifra si los vecinos ayudan a hacer ahora las cuatro separaciones.

Expuso que no se trata de pelear con los vecinos, o de aplicar sanciones, si no de concientizar a la ciudadanía, “por eso a unos días de la entrada en vigor de esta nueva norma, es necesaria una amplia campaña de información para que los capitalinos estén enterados de esta nueva forma de separar basura en la Ciudad de México.

Mencionó que con la entrada en vigor de la norma NADF-024, ahora se deberá separar la basura y en el caso específico de los voluminosos, como aparatos eléctricos y electrónicos necesitan un tratamiento diferente, pues contienen metales pesados, además de otros materiales muy tóxicos o contaminantes.

Ruiz Ovando señaló que los inorgánicos reciclables poseen un valor que los hace susceptibles a volver a utilizarse, y éstos pueden ser casi todos los envases o el pet, aluminio, vidrio, la madera y los textiles.

Los orgánicos no reciclables son los que no se pueden volver a utilizar, como los cepillos de dientes, los zapatos o los tenis, que aunque parecieran de un material reutilizable ya no se pueden reciclar.

La tercera clasificación, la basura orgánica, se pueden encontrar los desperdicios de comida, así como huesos, jardinería y residuos de preparaciones.

Escrito por Javier González

WEBMASTER - Futuro Maestro en educación, Libre pensador y progresista

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s