Escrito por: Enrico Garibaldi

Ante los hechos ocurridos ayer en el Hospital General Ajusco Medio, la Secretaría de Salud (Sedesa) solicitó a la Procuraduría General de Justicia local, que se realice una exhaustiva investigación para determinar la responsabilidad que pudiera tener una trabajadora de limpieza, tras depositar el cuerpo de un bebé en un contenedor de residuos biológicos.

Mencionó que el domingo pasado se recibió en ese hospital a una mujer de 29 años, la cual desafortunadamente tuvo un embarazo fallido, “previamente había acudido a un servicio médico privado, donde con un ultrasonido le dieron el diagnóstico de que su bebé presentaba disminución de la frecuencia cardiaca fetal”.

Indicó que posteriormente llegó al Hospital Ajusco Medio para solicitar atención médica y desde que fue recibida en el servicio de urgencias de gineco-obstetricia, se detectó que el bebé ya había fallecido en el útero, a lo que médicamente se le llama óbito, (el cuerpo sin vida, es decir que la muerte sucedió en el útero materno antes del alumbramiento), lo cual se le informó de inmediato a los padres.

Apuntó, “tratándose de una mujer en su primer embarazo, el procedimiento médico a seguir era esperar el desarrollo espontáneo del trabajo de parto o inducirlo médicamente, este proceso fue el que se llevó a cabo en el hospital y el cual en promedio tarda 24 horas”.

Refirió “el óbito se obtuvo alrededor del mediodía de ayer. Con base en los lineamientos institucionales, los padres identificaron el cuerpo y posteriormente fue ingresado al área de patología y colocado en una de las gavetas destinadas para los cadáveres. Una de las encargadas de la limpieza del hospital, aparentemente confundió al óbito que estaba envuelto en una sábana, con materiales que comúnmente se arrojan al contenedor de residuos biológicos que se generan en el hospital”.

Dijo que la noche del martes se ordenó que todo el personal del Hospital Ajusco Medio involucrado en este tema, acudiera a declarar a la Procuraduría, un total de 15 personas ya lo hicieron ante el Ministerio Público.

Deja un comentario