Por: Allie Ann

Por su apariencia, nadie diría que la isla es visitada sólo cada 5 o 10 años por científicos o navegantes aventureros. A unos 5.000 km de la costa de Chile, la Isla Henderson es uno de los lugares más remotos del planeta.

Sin embargo, la enorme distancia que separa a esta isla británica en el Pacífico Sur de la ciudad más cercana en tierra firme no le ha impedido convertirse en uno de los sitios más contaminados del planeta.

Esta isla, según reveló un nuevo estudio, acumula la mayor densidad de basura antropogénica del mundo y, el 99,8% de los residuos encontrados allí, son plásticos. Cerca de 18 toneladas de plástico fueron descubiertas en esta isla deshabitada de poco más de 37 Km2 que, a no ser por la contaminación, es uno de los pocos ecosistemas que prácticamente no ha sido tocado por el hombre.

Esto equivale a 671 piezas de basura por metro cuadrado. La mayor parte de la basura -aproximadamente un 68%- ni siquiera es visible, ya que al menos 4.500 trozos por m2 están enterrados a 10 cm bajo la superficie.

La cantidad de basura, la clase de objetos encontrados y la proveniencia de los mismos dejó sorprendidos a los investigadores de la Universidad de Tasmania y de la Sociedad Real para la Protección de las Aves de Reino Unido, a cargo del estudio.

Además de objetos vinculados con la pesca, se encontraron -entre otros- cepillos de dientes, encendedores, cuchillas de afeitar y sombreros de plástico duro de distintos colores.

Y, en cuanto a su origen, gran parte de la basura proviene de barcos de América del Sur, pero también de muchas otras partes de mundo.

Deja un comentario