Interrumpir el encuentro de la vida real por mirar tu teléfono móvil daña tus relaciones personales.

A menudo asumimos que las distracciones momentáneas por nuestro celular no son un problema. No obstante, mientras más seguido una pareja es interrumpida por atender su teléfono, es menos probable que el otro esté satisfecho con su relación en general.

Las nueve conductas más asociadas con el molesto phubbing incluyen:

  • Dejar el celular en un lugar donde lo puedas ver,
  • Mantener el teléfono en tu mano,
  • Voltear a ver tu celular y checarlo cuando hay un intervalo en la conversación, todo mientras estás con tu pareja.

Así que, ¿cómo asegurar que no te suceda o bien no hacerlo?

Se más consciente respecto a cuánto tiempo pasas con tu celular. Teniendo en mente que las interrupciones producidas por tu celular pueden lastimar tu relación amorosa.

El phubbing hace que las interacciones cara a cara sean menos significativas. Enviar mensajes de texto durante una conversación hace que la conversación sea menos satisfactoria para las personas que la tienen, en comparación con aquellos que interactúan sin teléfonos.

Fuente: Muy Interesante